Talento
21mar

Dice el diccionario que el talento es la capacidad para el desempeño o ejercicio de una ocupación o actividad,  lo hay innato y que con cierta ayuda para gestionarlo se puede incrementar aún más, el talento es una capacidad viva, uno es capaz de hacer, de aprender, de mejorar aquello que ya hace bien y hacerlo aún mejor, o alguien que tenga esa capacidad más mermada superarse, el acomodarse no es nada bueno para el desarrollo del talento, a veces ese acomodamiento puede venir porque no se sabe que se tiene ese talento, o que si se conoce y por diversos motivos, como baja autoestima, o porque no conocen donde esta el potencial o porque no han explorado y no han probado cosas nuevas por lo que no quieren fracasar y se quedan ahí sin avanzar en eso que si son buenos.

Una pregunta que muchos nos hacemos cuando vemos a esos virtuosos, del deporte, la música, la pintura, ¿el talento es algo con lo que se nace o se puede crear?

En mi opinión, el talento es innato, los virtuosos de la música, el deporte, la ciencia, el arte, eso se tiene o no se tiene, pero si que es cierto que el talento luego se puede gestionar, pero esa habilidad, esa capacidad para hacer algo y de esa manera tan brillante, es innata, digamos que la actividad, es decir pintar, tocar el piano, correr, escribir, se puede aprender pero esa creatividad, ese gusto, esa habilidad, rapidez, se tiene o no se tiene, luego hay gente que ese talento lo aprovecha, le da valor y gente que no le saca partido o lo deja adormecido.

Muchos padres o profesores me preguntan ¿cómo puede identificar uno mismo su talento y dónde puede llegar? ¿o cómo se descubre en una persona su talento? yo pienso que  uno identifica en qué es bueno, poniéndose en acción, digamos que llevando a cabo esa actividad, y para descubrirlo nunca es tarde, puede ser que uno nunca haya pintado por lo que sea por sus circunstancias y en un curso de pintura descubrir que tiene una habilidad asombrosa, pero lo cierto es que se desarrollan mejor desde edades tempranas y para descubrirlo  a esas edades tenemos que mirar ver en lo que es bueno, normalmente desarrollamos nuestro talento en eso que nos gusta, que nos apasiona, porque como existe la habilidad, te sientes cómodo, te reconforta, lo haces bien y te felicitan, la parte talentosa está relacionado con la pasión, el fluir naturalmente, el disfrutar, tenemos que observarnos, y ver en qué soy bueno, y dejarnos hacer desde pequeños que se acabe ya eso de estudie esto porque me lo dijo mi padre pero a mi me gustaba ser bailarina o escritor, dejemos que la gente se realice haciendo lo que le guste porque de ello saldrán excelentes profesionales con futuro.

Y para que desarrollemos el talento necesitamos conocernos mucho a nosotros mismos, juega un papel fundamental el autoconocimiento, las personas que triunfan que tienen éxito, que son más felices se conocen mejor, saben donde están sus limitaciones y las trabajan para mejorarlas, y conocen perfectamente su potencial, sus fortalezas y las sacan a su máximo  nivel, creen en ello, saben que eso lo hacen bien y lo resaltan, se apoyan en gente que lo potencia, en ese sentido creen más en ellos mismos y creen más en esa parte que en la que se ven diferente y buenos.

Por el contrario existen razones por las que una persona no desarrolla todo su potencial o no se saca el máximo partido, como puede ser el entorno, que  influye muchísimo, nuestra cultura,  la visión por ejemplo de que ciertas profesiones son mejores que otras, o la educación en valores que tienen los padres, muchos de ellos en su escala de valores prima la seguridad, y huyen de generar en sus hijos el desarrollo de facetas más creativas o podemos decir bohemias, no están atentos al talento sino a lo que es lo adecuado y es una pena porque eso trae mucha frustración, o inculcan de esta manera a sus hijos inseguridad, miedo al fracaso, en vez de darles alas para que prueben, se equivoquen, vean hasta donde pueden llegar la falta de seguridad nos impide en muchos casos desarrollar el talento, porque si la gente ni siquiera lo ve.

El talento es como un diamante en bruto, es como la punta de un iceberg que no se sabe que hay debajo, que no se deja ver, necesitamos de gente y recursos que saque lo mejor de nosotros,  para que el talento no se quede ahí aparcado, escondido, sin salir a la luz o brillar del todo. 

Deja un comentario

19 + Nueve =

Error: Please check your entries!